¿Sabías que en Vilafamés hay una roca de 2000 toneladas que pende de una ladera inclinada?

rocagrossa

Agradecimientos a Xavier Gimeno (Castelló de la Plana).

Vilafamés (La Plana Alta) es uno de los municipios más hermosos del Reino de Valencia. El pueblo, ubicado en lo alto de un cerro, destaca por su casco antiguo coronado en la cúspide por un castillo. La localidad es tan bonita que parece sacada de un cuadro. Pero de lo que vamos a hablar hoy es de una curiosidad insólita que encontramos en Vilafamés. Se trata de la Roca Grossa (Roca Gorda), que se halla en la calle de la Font. Se trata de una roca de 2163,2 toneladas de peso y 832 metros cúbicos de volumen.  Hasta ahí todo sería normal de no ser porque la roca está como pegada a una ladera con nada más y nada menos que 34º de inclinación. Esta mole es muy antigua (data del Mesozoico), está a los pies de la iglesia parroquial y es uno de los grandes atractivos para los turistas, que se preguntan cómo demonios es que con ese tamaño y ese peso no cae rodando por lo inclinado la ladera. Según la leyenda, al tocar la roca, hay que pronunciar tres deseos para que al menos uno de ellos se cumpla.

 

Fuentes consultadas:

-La Roca Grossa de Vilafamés, un lugar de obligada visita para pedir un deseo. Valencia Bonita. 23-8-2016.

Foto: Valencia Bonita.

 

Islas Vírgenes: Inglaterra en el Caribe.

Flag_of_the_British_Virgin_Islands.svg

Islas Vírgenes es, según la Organización de Naciones Unidas (ONU), uno de los diez territorios no autónomos de Reino Unido pendientes de descolonización. Los otros nueve son Anguila, Bermudas, Gibraltar, Caimán, Malvinas, Islas Turcas y Caicos, Montserrat, Pitcairn y Santa Elena. Islas Vírgenes es, oficialmente, una colonia.

Su nombre se presta a confusión. Oficialmente se llama Islas Vírgenes. A secas. Pero es conocida como Islas Vírgenes Británicas, para diferenciarlas de Islas Vírgenes de los Estados Unidos y de Islas Vírgenes de Puerto Rico. Cristóbal Colón las llamó así por Santa Úrsula y las once mil vírgenes: de ahí su curioso nombre.

Se trata de un achipiélago de cuarenta pequeñísimas ínsulas en medio del Caribe. Fueron pobladas inicialmente por los arawak. Luego los desplazaron los indios caribe. Más tarde llegaron los colonos españoles, holandeses, ingleses, daneses, franceses… Y al final fue el Reino Unido quien se llevó el gato al agua y se las quedó.

Con el tiempo ha pasado por diversas administraciones. Estuvo bajo la tutela de la Colonia de las Islas de Sotavento y también dentro de San Cristóbal y Nieves. El estatus de colonia separada lo alcanzó en 1960 y el de territorio autónomo en 1967. La soberana de estas ínsulas es la poderosísima reina de Inglaterra,  Isabel II.

La economía ha pasado del cultivo de la caña de azúcar y la agricultura básica al turismo de lujo y las finanzas. Su envidiable clima tropical y sus playas caribeñas hacen las delicias de los visitantes. También es un paraíso fiscal con numerosas empresas domiciliadas allí para evitar pagar impuestos. Su renta per cápita es alta.

De los casi 30.000 virgenenses, la gran mayoría es de raza negra (descendiente de esclavos africanos) aunque también hay una minoría blanca. Casi toda su población es cristiana; sobre todo metodistas y anglicanos. El idioma oficial es el inglés y destaca el quimbombó, un estilo musical muy festivo y con trazas de humor.

Caimán: más empresas que habitantes.

Flag_of_the_Cayman_Islands.svg

Las Caimán fueron descubiertas por los españoles, pero fue el pirata inglés Francis Drake quien les dio nombre en el siglo XVI. Luego las colonizaron los británicos. En su día formaron parte de la Jamaica británica, pero cuando ésta se independizó en el año 1962, pasaron a ser un territorio de ultramar del Reino Unido.

Jamás unas islas tan pequeñas dieron tanto que hablar. Se trata de un menudo archipiélago formado por tres ínsulas situado al sur de Miami. Es un oasis tropical en medio del Caribe de inconfundible arquitectura colonial inglesa. Su flora y fauna son ricas, y sus cristalinos fondos marinos hacen las delicias de los visitantes.

Pese a su diminuto tamaño, es uno de los más importantes centros financieros del mundo. En este paraíso fiscal no pagan impuestos directos ni sus ciudadanos ni sus empresas. De hecho, es el lugar del planeta Tierra con más empresas por habitante: nada menos que 85.000 negocios registrados por tan sólo 57.000 almas.

No obstante, esto de no pagar impuestos viene de lejos. Fue en 1788 cuando diez barcos británicos procedentes de Jamaica naufragaron junto a las Caimán. Entonces los nativos auxiliaron a los supervivientes. En agradecimiento, el rey Jorge III eximió a la colonia del pago de tributos, privilegio que dura hasta hoy.

También tiene una importante industria turística orientada a atraer a los ricos de Estados Unidos y Canadá: hoteles de lujo, mansiones, campos de golf, playas de ensueño…  Es un sitio ideal para practicar el buceo, la pesca submarina y la vela. Sobra decir que el país tiene una de las rentas per cápita más abultadas del mundo.

La población, casi en su totalidad cristiana, se compone básicamente de gente de ascendencia inglesa y africana, con una considerable mezcla interracial. Aquí se refugiaron piratas, perseguidos por la Inquisición española, náufragos, esclavos… Es gente muy amable y acogedora que parece haber descubierto el secreto de la felicidad.

Bahamas: donde nació el Nuevo Mundo.

waving-flag-of-bahamas

Cuando el 12 de Octubre de 1492 el  navegante Cristóbal Colón arribó a estas tierras, creyó haber llegado a la India. En realidad acababa descubrir América. Fue el primer territorio americano al que llegó Colón. Tierra de taínos y arawaks, fue colonia española entre 1513 y 1648, cuando pasó a manos de ingleses.

Es un archipiélago de 700 islas entre Cuba y Florida. Debido a su estructura laberíntica fue refugio de muchos piratas ingleses, que se escondían en la zona para asaltar los galeones españoles. Los británicos prohibieron la piratería en 1718. Entonces, trajeron muchos esclavos negros para trabajar en los cultivos locales.

Bahamas se independizó de Londres en 1973. No obstante, pertenece a la Mancomunidad de Naciones y su reina es Isabel II de Inglaterra. Desde entonces ha tenido una vida apacible y tranquila. Su parlamento es el más antiguo del Nuevo Mundo (data de 1729), anterior incluso al de los Estados Unidos.

Es un sitio ideal para disfrutar de unas playas de ensueño y de un mar azul turquesa, aunque eso sí, infestado de tiburones. Llama la atención cómo los locales los tratan casi como a mascotas. En Bahamas se encuentra el acuario más grande del mundo, con más de 50.000 peces. El turismo da empleo al 60% de la gente.

Bahamas es un paraíso fiscal donde el rico vive inmejorablemente porque paga igual que un pobre por todo. La vida es carísima porque todo es importado. Allí hay instalaciones pobres y viejas para unos y cruceros, hoteles y mansiones de lujo para otros. Este  reino tiene una de las rentas per cápita más altas de toda América.

De sus poco más de 300.000 habitantes el 83% es negro y el 15% restante lo componen blancos y mulatos. Es una sociedad muy religiosa compuesta por protestantes, anglicanos y católicos. También los hay que practican rituales de vudú. Se habla el inglés y el criollo bahameño. En Bahamas nació el Nuevo Mundo.

¿Sabías que el Reino de Valencia es La Meca de la paella?

paellavalenciana

La paella valenciana es el plato más famoso del Reino de Valencia. Goza de éxito y popularidad internacionales y ha intentado ser imitado en otras naciones, aunque sin éxito. Algunos envidiosos han tratado de apoderarse de él y lo catalogan erróneamente como gastronomía española o catalana, cuando es clamorosamente valenciana.

La primera cita documentada de la paella (o arroz a la valenciana) aparece en un manuscrito del siglo XVIII: Avisos, y Instruccions per lo principiant Cuyner (Avisos e instrucciones para el cocinero principiante) de Josep Orri. Pero el origen del plato se remonta a la Valencia del siglo XV o XVI. Puede que antes.

La paella en ningún sitio del mundo sabe tan rica como en Valencia. Es un plato tradicional, que no acepta experimentos ni innovaciones. “Arroz con cosas no es paella” , dicen exaltados los valencianos cuando alguien tilda de paella algo que realmente no lo es pues sólo existen tres modelos de paella: de carne, de marisco y mixta.

La paella valenciana de carne se compone de pollo, conejo, una cucharada sopera de pimentón rojo dulce molido, azafrán, algunas cucharadas soperas de tomate rallado o triturado, judía ferradura (judía verde plana), garrofó (alubia blanca grande), alcachofas, judía blanca, caracoles, agua, aceite de oliva virgen, sal y arroz.

La paella marinera o de marisco tiene sepia, calamares, cigalas, mejillones, gambas, caldo de pescado, una cucharada de pimentón dulce, algunas cucharadas soperas de tomate rallado o triturado, azafrán, cebolla picada, ajo, aceite de oliva virgen y arroz. Esta variedad es la preferida en los pueblos de la costa.

La paella mixta tiene los siguientes ingredientes: pollo, conejo, gambas, mejillones, garrofó (alubia blanca grande), judía ferradura (judía verde plana), sepia, algunas cucharadas soperas de tomate rallado o triturado, aceite de oliva extra, cebolla, una cucharada de pimentón dulce, azafrán, cebolla, ajo, sal y, claro, arroz.

Los turistas se vuelven locos por un plato de “paela”, como ellos dicen. El doctor Gregorio Marañón escribió en su Ensayo apologético sobre la cocina española que uno de los más famosos cirujanos americanos de su tiempo le había confesado que por una paella valenciana cambiaría todo el Museo del Prado.

¿Sabías que el Palmeral de Elche es el más grande de Europa?

palmeral_de_elche_11

El Palmeral de Elche (Palmerar d’Elig en valenciano) es el más grande de toda Europa con sus más de 200.000 ejemplares (a los que se deben sumar otros 50.000 en los viveros municipales esperando a ser plantados) y sus 507,4 ha divididas en dos conjuntos: por un lado el palmeral disperso (358,5 ha) y por otro el palmeral histórico (148,9 ha) que rodea por completo la villa amurallada medieval.

Todo apunta a que el palmeral surgió con los musulmanes que ocuparon la Península Ibérica en los tiempos de Al-Andalus y que levantaron este oasis para que les recordara a su añorada tierra árabe. No obstante, hay quien dice que su origen es anterior y data de tiempos de los fenicios y los romanos. Se cree que en los tiempos del rey Jaime I el Conquistador llegó a tener más de 500.000 palmeras.

El principal tipo de palmera es la Phoenix dactyliphera aunque hay de otros muchos tipos. Sobresale de forma especial el Huerto del Cura, un precioso jardín de palmeras de 12.000 m2, y la Palmera Imperial, un raro ejemplar de palmera de siete vástagos enormes en forma de candelabro que debe su nombre a la famosa emperatriz Sissí de Austria, quien dijo de ella que era digna de un imperio.

Dentro del mismo palmeral existen diversos jardines, huertos y rutas, así como un Museo del Palmeral. Este impresionante vergel no solamente constituye un enclave de incomparable belleza sino que además a nivel económico promueve el turismo, la industria datilera y la confección de palmas.  El Palmeral de Elche fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco el 30 de noviembre de 2000.

 

Fuentes consultadas:

Martínez, Luis Pablo. El Palmeral de Elche. Un Paisaje Cultural Heredado de Al-Andalus. Direcció General de Promoció Cultural i Patrimoni Artístic de la Generalitat Valenciana.

-Palmeral de Elche. Visiteelche.com.

-Palmeral de Elche. Wikipedia.

-Valencia Bonita. ¿Sabías que el Palmeral de Elche, Patrimonio de la Humanidad, es el más grande de Europa? Valencia Bonita. 11-9-2017.

Malta: la perla del Mediterráneo.

© CE/EC Flag of Malta 6/12/2003

Malta es la perla del Mediterráneo. Seis pequeñas islas, de las cuales sólo tres habitadas (Malta, Gozo y Comino). 316 km2 y 400.000 almas, un paraíso en medio de aguas cristalinas que atrae cada año un turismo de calidad y selectivo. No tiene ríos, lagos o montañas, así que los malteses deben potabilizar el agua marina.

Imperios han ido y venido, pero Malta ha permanecido. El pueblo maltés es una mezcla étnica de fenicios, árabes, italianos e ingleses, colonos todos ellos que han dejado su impronta en las islas. Esta nación es pequeña en tamaño pero grande en historia, debido a su valiosa situación estratégica a medio camino entre Italia y Libia.

Inglés y maltés son idiomas oficiales y la población es bilingüe. El pueblo combina la cultura inglesa con el carácter mediterráneo. La lengua propia es el maltés,  idioma semita derivado del árabe con muchos préstamos italianos e ingleses. Es una lengua literaria desde el siglo XIX puesto que antes aún era eminentemente oral.

El 98% de los malteses es católico. La Constitución destaca la importancia del catolicismo en este estado confesional aunque se garantiza la libertad religiosa. La Iglesia Catóĺica es la dueña del 50% de propiedades agrícolas del país, donde por cierto no existe el divorcio.  Es también la nación con más templos por m2 del mundo.

La nación da nombre a una orden militar y religiosa que en la Edad Media cuidaba de los enfermos que iban a combatir a las Cruzadas. La Soberana Orden Militar y Hospitalaria de San Juan de Jerusalén, de Rodas y de Malta, más conocida como Orden de Malta, es el único estado soberano del mundo sin suelo patrio.

En 1798 la Orden de Malta se rindió ante el emperador francés Napoleón Bonaparte sin ofrecer resistencia. El dominio galo duró dos años. En 1814 Reino Unido se apoderó de las islas y su colonialismo duró por más de 150 años, hasta que la república se independizó en 1974. Ingresó en la Unión Europea (UE) en 2004.

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: