Perroflautas del mundo: ¡con Israel no se juega!

En las últimas horas hemos asistido a un nuevo capítulo de propaganda antisemita que pretende demonizar a Israel. Recapitulemos los hechos: una flotilla de barcos -la Libertad- con ayuda internacional pretende llegar a Gaza pasando por alto todos los controles de seguridad israelíes. Se trata de barcos llenos de activistas financiados por Hamás, una ONG que simpatiza con Al Qaeda, perroflautas ociosos sin nada mejor que hacer, pacíficos cooperantes que claman a favor de la intifada y militares turcos que no quieren respetar la soberanía nacional de Israel. El ejército israelí les pide amablamente que atraquen en el puerto de Ashod para comprobar el cargamento, mas se niegan. ¿Por qué? ¿Ocultaban algo? ¿Quizás transportaban algo más que simples alimentos y no deseaban ser registrados? ¿Escondían armas?

A pesar de los numerosos avisos, la flotilla Libertad desoye las advertencias del Ejército Israelí y se dirige hacia la zona de bloqueo buscando clarísimamente la confrontación directa con la armada  judía. Tras intentarlo por las buenas y no lograr nada, a los soldados hebreos no les queda más remedio que abordar  la embarcación y los pacíficos cooperantes les reciben atacándoles con palos de acero, cuchillos y armas de fuego. ¿Y aún le queda duda a alguien de por qué los soldados se han visto obligados a disparar? Los marineros hebreos han matado a una decena de activistas durante el abordaje, pero es que si no llegan a disparar es a ellos a quienes les matan. Los militares israelíes han actuado en defensa propia, en respuesta a un ataque de islamofascistas que van de pacíficos por la vida pero que destilan instinto asesino.

La muerte de esos 9 violentos perroflautas es, sin duda, trágica como lo son todas las muertes. Pero desde la flotilla no tienen motivo para quejarse. Ante tan gravísima provocación, otro país hubiese hundido el barco a cañonazos por lo que deberían estar agradecidos al Ejército judío por haber actuado con miramientos. Lo que ha pasado estos días es un aviso: Israel no va a permitir que ni Turquía ni ninguna potencia extranjera colabore con el terrorismo o viole la seguridad nacional de la patria judía. Los pseudoprogres, islamofascistas y perroflautas del mundo han aprendido que con Israel no se juega porque es una nación poderosa.  Si esos perroflautas tuviesen dos dedos de vergüenza, anunciarían un perdón público a Israel, lo indemnizarían por los perjuicios causados y darían gracias al Ejército por haber sido tan comedido.

8 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. José Ángel
    Jun 01, 2010 @ 19:50:10

    Yo sólo quiero recordar una cosa: cuando los atentados del 11-M los palestinos estaban dando saltos de alegría porque habían matado a 200 españoles. Por el contrario, Israel mandó médicos y bolsas de sangre.
    No digo más.

    Me gusta

    Responder

  2. Enrique
    Jun 05, 2010 @ 09:30:58

    Esto es una provocación en toda regla. ¿Por qué demonios no pueden someterse a una inspección? ¿Se imaginan que el Sinn Fein quisiera desembarcar en un puerto del País Vasco sin someterse a los controles de la Guardia Civil? ¿Qué se supone que debería hacer la Guardia Civil en este caso?

    Me gusta

    Responder

    • Daniel
      Jun 09, 2010 @ 20:34:29

      Es más… ¿Qué pasaría si una flota de barcos con ayuda para el pueblo kurdo quisiese atracar en el Kurdistán turco sin querer someterse a las autoridades turcas? ¿Cómo reaccionarían esos turcos que ahora se rasgan las vestiduras?

      Me gusta

      Responder

  3. Manuel Abeledo
    Jun 05, 2010 @ 14:00:46

    Si condenar estos asesinatos es ser antisemita, ¿condenar el uso de la sharia es ser antimusulmán?

    Sea cual sea la respuesta, es fascinante el punto de manipulación y fanatismo al que se ha llegado, cuando el asalto en aguas internacionales de unos barcos con comida, material médico y para la construcción (y por favor, que nadie venga diciendo que llevaban armas porque no cuela), sólo es condenable si se trata de un estado no alineado.

    Y por supuesto, que las muertes de “perroflautas” o “moritos” sean menos lamentables que las de cristianos o afines… En fin, otra muestra de por qué religión y fanatismo hacen tan buenas migas.

    Me gusta

    Responder

    • Daniel
      Jun 09, 2010 @ 20:32:19

      Ahora resultará que la ley sharia se aplica en defensa propia y por motivos de seguridad nacional ¿no? Desde luego, lo que hay que leer por no estar ciegos.

      Me gusta

      Responder

      • Manuel Abeledo
        Jun 10, 2010 @ 07:47:20

        El asesinato indiscriminado es la consecuencia de ambas barbaridades. Tanto en la “defensa” como en la aplicación de una ley medieval, el uso de la fuerza y la motivación son erróneos.

        Esperaba que se comprendiese a la primera una analogía tan simple.

        De todos modos, Israel asaltó un barco foráneo en aguas internacionales, lo que bajo las leyes marítimas implica una invasión de territorio ajeno. No sólo han matado a civiles, sino que se han saltado las leyes internacionales a la torera. Y habrá quien los defienda, claro. Lo que hay que leer por no estar ciegos 😀

        Me gusta

  4. Manuel Abeledo
    Jun 05, 2010 @ 14:03:05

    Por cierto, casi se me olvida. Un país moderno y, sobre todo, civilizado, siempre intentará minimizar los daños en cualquier intervención militar y evitará la ilegalidad por cualquier medio. Justificar todo lo contrario es prácticamente lo mismo que estar a favor de los GAL, aunque ya sabemos que esto sólo es condenable porque partió del PSOE 😀

    Risible si no fuese tan patético.

    Me gusta

    Responder

  5. vasilizaitsev
    Sep 12, 2010 @ 00:32:56

    La principal “demonización del Estado judío de Israel” la lleva a cabo el mismo, mediante las acciones criminales orquestadas por su camarilla fascista, y que no tienen mayor repercusión porque quienes controlan los medios aunque no sean judíos, son siempre burgueses, y entre gitanos no se ven la suerte. El señor Ferrer se enmarca en las campañas que hacen la burguesía judía y sus socios, que explotan al máximo la cuestión del antisemitismo y el prejuicio religioso o patriotero en las masas para justificar su accionar y neutralizar cualquier voz de oposición a sus marranos intereses; en este sentido de tanto a la burguesía judía como al imperialismo le conviene el cultivo del antisemitismo y terrorismo respectivamente, dado las ventajas que cosecha en nombre de la lucha contra estos, tal cual como domésticamente hace la policía al infiltrar provocadores en las manifetaciones callejeras.

    Me gusta

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: